AR-15 Builder: Cómo construir un rifle AR-15 y elegir las mejores piezas

El cañón AR-15 es el componente clave del rifle, ya que determina la precisión y el rendimiento del arma de fuego. La longitud del cañón afecta la precisión del rifle, al igual que la velocidad de torsión. La velocidad de giro determina la rapidez con la que gira la bala, lo que ayuda a aumentar la precisión. Otros factores que afectan la precisión incluyen el tipo de estriado utilizado, el tamaño del orificio y el tipo de munición utilizada. Se pueden agregar ciertas características a un cañón AR-15 para personalizar su rendimiento, como frenos de boca, apagallamas o supresores. Los cañones AR-15 están disponibles en diferentes longitudes, materiales y acabados para garantizar que satisfagan las necesidades de cualquier tirador. Si eres un tirador competitivo o un cazador, un cañón AR-15 puede ayudarte a dar en el blanco.

Un cañón AR-15 es un componente importante del rifle AR-15. Es la parte del rifle que alberga la munición (bala, propulsor y cebador) y dispara la bala en toda su longitud. La longitud del cañón afecta la precisión del rifle, al igual que la velocidad de torsión (estriado interno). La longitud del cañón es generalmente de entre 16 y 20 pulgadas y generalmente está hecho de acero al cromo-molibdeno o acero revestido de cromo. El cañón del AR-15 también cuenta con un estriado que hace girar la bala a medida que avanza por el cañón para aumentar la precisión. Las tasas de torsión estándar incluyen 1:7, 1:8 o 1:9 (consulte a continuación para obtener más información).

El cañón está unido al receptor superior y asegurado con dos pasadores. El bloque de gas se encuentra en la parte delantera del cañón y contiene un tubo de gas que dirige el gas desde la cámara de combustión al grupo portador del cerrojo. El dispositivo de boca, que puede ser un supresor de fogonazos, un freno de boca o un compensador, está fijado al extremo del cañón.

¿Cuáles son las tasas de torsión del cañón del AR-15?

Comprender las tasas de torsión del cañón del AR-15 puede ayudarlo a tomar mejores decisiones al elegir un rifle o actualizar su arma de fuego actual. La velocidad de torsión del cañón es la velocidad a la que el estriado dentro del cañón hace que el proyectil gire y se expresa como una relación de una longitud por una vuelta. En términos generales, los cañones AR-15 tienen una tasa de torsión de 1:7, 1:8 o 1:9.

Una tasa de torsión de 1:7 significa que la bala girará una vez completa en siete pulgadas de longitud del cañón. Una tasa de torsión de 1:7 es excelente para disparar balas más pesadas, mientras que una tasa de torsión de 1:8 o 1:9 es mejor para proyectiles más livianos. Por ejemplo, si quieres disparar balas de 55 granos, entonces debes buscar una tasa de torsión de 1:9. Si buscas disparar balas más pesadas, como balas de 77 granos, entonces lo que necesitas es una tasa de torsión de 1:7.

Algunos sistemas de rifle AR-15 y sus cañones también están diseñados para disparar múltiples calibres. Por lo general, tienen dos partes superiores diferentes (o cañones rápidamente intercambiables) con diferentes velocidades de torsión, como 1:8 y 1:7, y puedes cambiarlas según el calibre que estés disparando. La conclusión aquí es que comprender las tasas de torsión del cañón del AR-15 es clave cuando se trata de seleccionar el mejor rifle para sus necesidades específicas. Conocer la tasa de torsión adecuada para el peso de su grano redondo garantizará que el coeficiente balístico de su rifle funcione al máximo y que aproveche al máximo su arma de fuego.